Teletrabajo y adicción tecnológica

Teletrabajo y adicción tecnológica es una frase muy de moda debido a la pandemia y a la necesidad de mantenernos confinados. O de no compartir los espacios de oficina habituales. Al teletrabajar nadie nos observa. El sitio de trabajo puede no ser el mejor para concentrarse en casa donde podemos tener acceso a nuestro móvil, tableta, TV , videojuegos, etc. Se junta otro nuevo problema que es la denominada adicción tecnológica. Que abarca tanto a las redes sociales, juegos o visión de series/películas. Estas adicciones pueden ser mayores en adolescentes. Donde por ejemplo en redes sociales se valora su “popularidad” según la cantidad de seguidores en sus cuentas. Generando una adicción muy importante. 

¿Podemos usar redes sociales en el móvil o ordenador de empresa?

Es muy habitual el uso de los dispositivos de empresa para fines personales ahora con el teletrabajo. Sobretodo en pymes o medianas empresas donde no hay muchos recursos internos para poder dedicar a evitar este tipo de prácticas. Desde un punto de vista legal. Debe haber un comunicado de la empresa informando de las políticas internas de uso de los dispositivos y luego establecer medidas de control.  A la práctica esto genera un trabajo interno que no todas las empresas se pueden permitir. Según el Real Decreto Legislativo 2/2015 de 23 de octubre donde se aprueba la Ley del Estatuto de los Trabajadores. En el artículo 20 se indica “El empresario podrá adoptar las medidas que estime más oportunas de vigilancia y control. Para verificar el cumplimiento por el trabajador de sus obligaciones y deberes laborales. Guardando en su adopción y aplicación la consideración debida a su dignidad».

Teletrabajo, entorno digital y adicción tecnológica

Asimismo, existe dentro del artículo 20bis el derecho de los trabajadores a la intimidad en relación con el entorno digital y a la desconexión.  Donde se indica: “Los trabajadores tienen derecho a la intimidad en el uso de los dispositivos digitales puestos a su disposición por el empleador. A la desconexión digital y a la intimidad frente al uso de dispositivos de videovigilancia. A la geolocalización en los términos establecidos en la legislación vigente en materia de protección de datos personales.”

¿Cuál sería la mejor opción para la adicción tecnológica?

Teletrabajo y adicción tecnológica. Desde el punto de vista de un empresario estaría prohibido el uso, desde el trabajador permitido. Pero debe haber unos límites y éstos son difíciles de establecer y revisar. Quizá lo mejor sería establecer sólo unos momentos durante la jornada para ello. Entendiendo que hoy en día tenemos que estar conectados a las redes ya que dependen tanto nuestra vida social como familiar. Prohibirlo podría conllevar una ansiedad perjudicial. La tendencia es buscar la productividad de los trabajadores. La concienciación junto con un mecanismo claro para poder realizar estas consultas pasaría por establecer más periodos de descanso durante la jornada con un límite máximo de tiempo, así tanto el trabajador como el empresario adquieren unos compromisos claros.

KABIT y el teletrabajo

Con Kabit.app es muy sencillo poder adaptar la jornada laboral a la opción que decida la empresa, ya sea ampliando las pausas para la desconexión o restringiendo más los descansos, más información en nuestra Web

También te puede interesar

Pruébanos 15 días gratis